receta-guisantes-con-calamares

 

Los guisantes. Se puede hablar mucho de los guisantes. Una legumbre exquisita que muchas veces ocupa un papel secundario en los platos, cediendo todo el protagonismo al ingrediente principal y actuando de honorabilísimo maestro de ceremonias. Pocos productos harían un feo a un acompañante como este. Un hecho que puede sorprender y hacernos preguntar el porqué, un producto de textura y sabor delicado y único, no toma una posición más destacada en nuestro recetario popular. Este va lleno de recetas de carne, pescado o arroz donde un buen puñado de guisantes es indispensable para enriquecer el resultado final. Pero más allá de este puñado, cuesta encontrar recetas donde la base sean los guisantes.

 

Los guisantes a la catalana son la referencia indiscutible e innegable de cómo se pueden llevar los guisantes a la perfección gastronómica. Una conjunción de sabores tan bien lograda que cuesta encontrar una receta que lo supere. Ahora bien, más nos vale encontrar otra si no queremos acabar aburriendo este plato tradicional durante la corta temporada de esta legumbre. Es aquí donde el calamar o la sepia nos pueden ser de gran ayuda y echarnos una mano. El primero porque su corta cocción es complementaria a la de los guisantes y la segunda porque bien estofada y añadiendo guisantes al final de la cocción resulta de lo más sabrosa.

 

Los guisantes con calamares tienen una reminiscencia a guisantes a la catalana. Qué le vamos a hacer. No por el sabor, sino por la base de la receta. Es como si la cebolleta y los ajos tiernos le fueran inseparables, probablemente por coincidir el momento de cosecha en el huerto. En el fondo, señal de que estamos utilizando productos de temporada. Buena señal por cierto. Sin embargo, el sabor que los calamares confieren al plato es inconfundible y borra cualquier recuerdo que podamos tener de la receta por antonomasia mencionada. ¡Como cambia el plato si en lugar de añadir butifarra negra o jamón añadimos calamares! Mejor probarlo para salir de dudas.

 
 

Ingredientes para 2 personas

2 calamares medianos
1 cebolleta picada
2 ajos tiernos
1 hoja de laurel
300-400 g de guisantes (un 70-100 g pelados)
1 chorro de vino blanco (o brandy)
Aceite de oliva virgen extra
Pimienta negra
Sal



Preparación de los guisantes con calamares

  1. Limpiar los calamares, secarlos con papel absorbente y cortarlos en rodajas.
  2. Pelar y picar la cebolleta y los ajos tiernos.
  3. En una sartén o cazuela, añadir un buen chorro de aceite de oliva y sofreír muy lentamente la cebolleta y los ajos tiernos con el laurel y un poco de sal con la sartén o cazuela tapada. Vigilar de vez en cuando que la cebolleta no se queme. Si es necesario, añadir un chorro de agua para alargar la cocción.
  4. Cuando la cebolleta esté bien transparente, añadir un chorro pequeño de vino blanco (o brandy) y dejar evaporar la mitad del alcohol.
  5. Incorporar el calamar y los guisantes, salpimentar ligeramente y cocer tapado 3-5 minutos. Tanto los guisantes, si no son muy grandes, como los calamares necesitan muy poco tiempo de cocción.
  6. Servir inmediatamente los guisantes con calamares.

 

Resumen
recipe image
Nombre receta
Guisantes con calamares
Fecha publicación
Tiempo preparación
Tiempo cocción
Tiempo total
Valoración media
51star1star1star1star1star Based on 2 Review(s)