receta-empedrat-de-alubias

 

La onomástica de los platos tradicionales es a veces curiosa y original. Alguien, un día cualquiera, debió de ver muchas piedrecitas en un plato de alubias blancas acompañadas de bacalao desmenuzado y verduras del huerto troceadas, se le encendió la luz y lo llamó empedrat (empedrado en catalán). Tal vez fue así o quizás no, no importa. El caso es que esta ensalada tradicional de la cocina catalana lleva por nombre empedrat. Y, ciertamente, el efecto visual de las alubias blancas en el plato, sobre todo cuando no van acompañadas de pimiento y sólo de unos pocos daditos de tomate y aceitunas negras, es el de unas piedrecitas blancas amontonadas.

 

La base del empedrat son las alubias, aunque son fácilmente sustituibles por garbanzos sin que el plato pierda su esplendor. Las legumbres, mezcladas con un pescado como el bacalao desalado y desmenuzado y acompañadas de verduras del huerto como tomate, cebolleta y pimiento, convierten este plato en una comida muy completa y nutritiva. Tanto que puede servir de primer plato refrescante, especialmente en verano, como de plato único. Si tenemos las alubias ya cocidas y el bacalao desalado – ambos productos se pueden encontrar fácilmente en los mercados municipales – resulta un plato rápido y fácil de elaborar. Dos características muy buscadas hoy en día para aquellas personas que disponen de poco tiempo en la cocina.

 

Reivindiquemos pues el empedrat. Un plato tradicional de la cocina catalana que tiene todo lo deseable en la cocina actual: es nutritivo y saludable y es rápido y fácil de hacer. La cocina de toda la vida toma más sentido que nunca.

 
 

Ingredientes para 2 personas

200 g de alubias cocidas y escurridas
200 g de bacalao desalado y desmenuzado
1 tomate
½ cebolleta
½ pimiento verde
¼ pimiento rojo pequeño
2 c.s. de aceitunas negras
Opcional: 1 huevo duro
Pimienta negra
Sal
Aceite de oliva virgen extra
(c.s.: cucharada sopera)



En caso de tener que desalar el bacalao

  1. Poner los trozos de bacalao en un tupper o bandeja sin que se toquen y cubrirlos bien de agua.
  2. Guardarlo en la nevera.
  3. Cambiar el agua cada 8 horas durante 1 o 2 días (24 a 48 horas). El tiempo dependerá del grosor del bacalao y de si ya lo han desalado un poco antes en la pescadería. Si los trozos son muy delgados, tal vez con 24 horas será suficiente. En todo caso, preguntar en la pescadería por el tiempo óptimo de desalado.
  4. En cada cambio de agua, probar el agua para determinar el punto de sal y decidir si alargar el tiempo de desalado o pararlo.

Preparación del empedrat de alubias

  1. Si deseáis ahorrar tiempo, podéis comprar el bacalao ya desalado. Sino, seguir las indicaciones anteriores.
  2. Una vez tengáis el bacalao desalado, desmenuzarlo con las manos.
  3. Limpiar el tomate, cortarlo en cuartos y sacarle las semillas. Cortarlo en dados pequeños.
  4. Limpiar el resto de verduras y cortarlas en dados pequeños.
  5. Poner las verduras en un bol y aliñar con abundante aceite de oliva virgen extra, una pizca de sal (ser prudente con la sal porque el bacalao ya aportará algo de sal) y pimienta negra recién molida.
  6. Añadir las alubias cocidas y escurridas, el bacalao desmenuzado (bien secado) y las aceitunas negras. Si también deseáis añadir huevo duro, cortarlo en trocitos y añadirlo en este momento. Mezclar suavemente.
  7. Probar el empedrat de alubias y añadir más aceite de oliva, sal o pimienta negra si hiciera falta.
  8. Una forma simpática de servir el empedrat de alubias es en una cazuelita o utilizando un molde redondo para darle forma.

 

Resumen
recipe image
Nombre receta
Empedrat de alubias
Fecha publicación
Tiempo preparación
Tiempo cocción
Tiempo total
Valoración media
51star1star1star1star1star Based on 1 Review(s)